DIY. De camisa de hombre a blusa super femenina

Este año siguen de moda las blusas con los hombros al aire y este es el tiempo ideal para lucirlas, ahora que comienza a hacer más calor y apetece llevar blusas y estas son ideales para este tiempo.

Hoy os voy a enseñar de una forma sencilla como transformar una camisa de hombre en una blusa de hombros al aire en un ratito. Seguro que tu chico, hermano, marido, incluso tu padre tiene alguna camisa en el armario que ya no utiliza, porque no le gusta, no se lleva, no le vale, el cuello ya esta desgastado…. Pues esa es tu nueva blusa. Verás que fácil la vas a transformar y prometo que es nivel principiante totalmente.

Aquí tenéis la que transforme yo y algunas visteis por intagram y me habéis pedido el tutorial, pues aquí está.

Materiales necesarios:

– Una camisa de hombre.
– Tijeras,
– Un metro de goma.
– Cinta métrica, alfileres, hilo, alfiler imperdible.

Realización.

Vamos a poner la camisa sobre la mesa y a marcar por donde queremos cortar. Lo marcamos para que así el corte sea exactamente igual a un lado que a otro, delante y detrás.

Yo corte a 11 cm de la costura del hombro en el lado de la manga, puse alfileres, para ir haciendo una linea y ver que quedaba recto, me fui guiando por el bolsillo, que quedara igual, la misma distancia en cada lado del bolsillo y marque con un marcador de tela, doble poniendo revés con revés los dos laterales de la camisa y marcando el otro lado por el mismo sitio, guiándome por los alfileres que tenia puestos y poniendo en el otro lado y marcando también.
Cuando he marcado los dos delanteros coloco la camisa sobre la mesa perfectamente abrochada y puesta lisa y recta de todos los sitios para poder marcar la espalda bien. Pongo alfileres cogiendo delantero y espalda por las marcas que hice en los delanteros, doy la vuelta y marco la espalda guiándome por los alfileres.

Ahora que ya he marcado bien, marco a unos cinco centímetros hacia arriba otra marca, por esta será por donde corte y estos cinco centímetros son para doblar hacia adentro y meter la goma por ahí. Corto por la segunda marca, la de más arriba, doblo por la primera marca y hago dobladillo hacia adentro, coso todo el contorno con una costura al borde de arriba y otra al borde del dobladillo que acabo de hacer y coger con alfileres y planchar para poder coser muy bien.

Una vez cosido con la ayuda de un alfiler imperdible meto por el dobladillo la goma, yo he utilizado un metro y luego una vez metida la goma y cosida en un extremo delantero de la blusa ajuste a mi cuerpo, para que no me apretara mucho y tampoco se caiga hacia abajo. La medida la ajustamos puesta, cogemos con un alfiler y rematamos en el otro extremo.

Ya tenemos nuestra blusa de palabra de honor terminada.

¿no me digáis que no es fácil?  Os veo registrando los armarios de vuestros chicos de la casa en busca de la camisa perfecta, yo cogí esta que se saco del armario para tirar y yo pensé…. con lo chula que es y lo bien que quedaría de blusa de estas que se llevan con los hombros al aire…. y no lo dude. Me alegro un montón de haberla rescatado, pues me encanta el resultado y tarde media hora en hacer el cambio.

 

 

Espero ver vuestros resultados en las RRSS o que me enviéis a mi correo electrónico. Si me enviéis fotitos, publico un post con todas las que os animéis a transformar una camisa de hombre en una para vosotras.

Os dejo el vídeo tutorial en mi canal de youtube, para que veáis el proceso.