Estantería de fácil construcción

Para  todos aquellos a los que no gustan los muebles fabricados en serie se ofrece esta sencilla estantería con multiplicidad de usos, tanto si se emplea alistonado chapado con madera fina (para una sala de estar) o en ma­dera maciza de Flandes, más rústica (para una cocina).

Los bonitos botes y tarros están a la vista y al alcance de la mano. Debajo del es­tante inferior se cuelgan con ganchos aquellos objetos de mucho uso y que conviene tener siempre a mano. Un tubo fluorescente con di­fusor, colocado asimismo debajo del estante inferior, proporciona la luz adecuada para las necesidades de este lugar de trabajo.

El material básico para esta estantería de cocina son las tablas de pino ace­pillado, de 2 cm de grosor por 23 cm de ancho. La es­tantería tiene una longitud total de 253 cmargos con un apretador, marcad a continuación las curvas y por último serradlas con una sierra de calar.El material básico para esta estantería de cocina son las tablas de pino ace­pillado, de 2 cm de grosor por 23 cm de ancho.

La es­tantería tiene una longitud total de 253 cm y está subdi­vidida en 3 compartimientos de 72 cm, y 2 alas finales de 14,5 cm. Se necesitan 4 ma­deras divisorias de 28 cm de alto por 20,5 cm de ancho.

Las seis ménsulas tienen una anchura de 20,5 cm y una al­tura de 22 cm.

Las curvas de las cartelas se realizan en su momento con ayuda de una plantilla. Durante el montaje, para las perforaciones y la colocación de las clavijas, también es importante disponer de una plantilla. Esta se hace con un listón de madera dura, marcando las perforaciones de 8 mm a una distancia de 7 cm entre sí. La distancia que las separa del canto pos­terior de las repisas, de las divisorias y de las cartelas es de 4,5 cm.

En los estantes largos, to­das estas perforaciones atra­viesan todo su grosor; en las cartelas y otros elementos divisorios, en cambio, tienen una profundidad de 2,7 cm. Las clavijas de 8 mm que unirán todos los elementos tendrán, por tanto, una longi­tud de 7 cm.

En las fotos 1-5 se muestra cómo hay que preparar cada uno de los elementos. Es aconsejable realizar el mon­taje y el encolado sobre una mesa larga. Primero se uni­rán las maderas divisorias con los estantes largos me­diante clavijas, que sobresal­drán aproximadamente unos 25 mm por ambos extremos. Sobre ellas se encolarán las cartelas.

En caso de que no ajusten bien las clavijas, se pueden hacer las correcciones ne­cesarias con ayuda de un martillo y usando como pro­tección un taco de madera. A continuación se aprietan vigorosamente los elemen­tos encolados.

Fijad todos los estantes largos con un apretador, marcad a continuación las curvas y por último serradlas con una sierra de calar. 1

Fijad todos los estantes largos con un apretador, marcad a continuación las curvas y por último serradlas con una sierra de calar.

.

.

.

.

.

También se realizarán en un solo proceso las perforaciones de los estantes donde ensamblan las maderas divisorias, empleando una plantilla. 2

También se realizarán en un solo proceso las perforaciones de los estantes donde ensamblan las maderas divisorias, empleando una plantilla.

.

.

.

.

.

Como las cartelas que van a emplearse han de ser todas iguales, un patrón de cartón facilitará su aserrado simultáneo. 3

Como las cartelas que van a emplearse han de ser todas iguales, un patrón de cartón facilitará su aserrado simultáneo.

.

.

.

.

.

La plantilla para taladrar servirá para las cartelas y las maderas divisorias. Manténgase el taladro perpendicular a la madera, para que las clavijas encajen. 4

La plantilla para taladrar servirá para las cartelas y las maderas divisorias. Manténgase el taladro perpendicular a la madera, para que las clavijas encajen.

.

.

.

.

.

Las maderas divisorias y las cartelas se pulen a seguido con un disco rígido acoplado al taladro.5

Las maderas divisorias y las cartelas se pulen a seguido con un disco rígido acoplado al taladro.

.

.

.

.

.

Las maderas divisorias, que habían sido previamente perforadas, se encolan por la testa. Las clavijas de 8 mm las retendrán al estante antes de proceder al apretado definitivo.6

Las maderas divisorias, que habían sido previamente perforadas, se encolan por la testa. Las clavijas de 8 mm las retendrán al estante antes de proceder al apretado definitivo.

.

.

.

.

Las espigas se introducen de modo que sobresalgan 2,5 cm en cada extremo. A continuación se encola las cartelas.7

Las espigas se introducen de modo que sobresalgan 2,5 cm en cada extremo. A continuación se encola las cartelas.

Un pedazo de madera sobrante puede ser de ayuda en el momento de montar las cartelas.


Con el fin de repartir la carga de manera uniforme en toda la estantería se coloca en cada cartela de la parte superior un accesorio de suspensión que se fijará a la madera mediante tres tirafondos que tengan 3,5 cm de largo. 8

Con el fin de repartir la carga de manera uniforme en toda la estantería se coloca en cada cartela de la parte superior un accesorio de suspensión que se fijará a la madera mediante tres tirafondos que tengan 3,5 cm de largo.

 

Artículos relacionados

Acerca de richar3000 (687 artículos)
trucos y manualidades