Pechugas de pollo al curry verde

La pechuga de pollo es una buena fuente de proteína. Es una alternativa económica y un elemento básico en la dieta de todo el mundo. De hecho, es la principal fuente mundial de proteína animal y ha sido una alternativa saludable a la carne roja. Aún así, la pechuga de pollo es la parte más magra del ave y se ha vuelto muy popular entre los atletas y la gente que simplemente va buscando opciones saludables para su dieta diaria. La pechuga de pollo contiene pequeñas cantidades de vitaminas y minerales necesarios para nuestro organismo. En la pechuga de pollo con piel o sin piel encontramos vitamina C, calcio, hierro y varios tipos diferentes de vitamina B

Ingredientes para 4 personas:

4 pechugas de pollo deshuesadas y sin piel
3 cucharadas de aceite de oliva virgen
3 cucharadas de pasta de curry verde
400 mililitros de leche de coco
100 mililitros de agua
2 puñados de guisantes congelados
2 cucharaditas de azúcar
una cucharadita de sal
una cucharada de hojas de albahaca fresca
una cucharadita de ralladura de lima
un chile rojo mediano picado
arroz basmati para acompañar
Preparación:
Calentamos el aceite en una cazuela grande y freímos la carne cortada en trozos. Cuando la tengamos toda frita la reservamos.

En el mismo aceite añadimos la pasta de curry verde.

Después vertemos la leche de coco y el agua, subimos el fuego y cuando la mezcla empiece a hervir, añadimos los trozos de pollo y dejamos hervir un par de minutos para que se mezclen bien todos los sabores.

Añadimos los guisantes y dejamos cocer durante 5 minutos, a continuación añadimos el azúcar, la sal, la ralladura de lima y las hojas de albahaca, bajamos el fuego y dejamos cocer otros 5 minutos mas. Probamos para averiguar si el sabor es el deseado, retiramos del fuego la cazuela y servimos con arroz basmati cocido.

Podemos ver el resto de recetas participantes en este reto mirando este enlace.

 

Artículos relacionados