Que cantidad de bebida es demasiado

El efecto del alcohol sobre el cuerpo y la mente depen­de de su concentración en sangre. Se absorbe en la sangre a partir del aparato digestivo y persiste en ella hasta que se descompone en el hígado o se excreta con la orina.La pregunta en realidad debe formularse así: ¿Que cantidad de bebida es demasiado para usted?

El efecto del alcohol sobre el cuerpo y la mente depen­de de su concentración en sangre. Se absorbe en la sangre a partir del aparato digestivo y persiste en ella hasta que se descompone en el hígado o se excreta con la orina. El ritmo con que desciende su índice en la sangre es bastan­te constante. De ello se deduce que, cuales­quiera que sean las circunstancias y el tiempo que necesita para afectarle, cuando ha alcanza­do cierto nivel en la sangre, el alcohol emplea el mismo tiempo en abandonar su organismo que el de cualquier otra persona a la que afecta más lenta o más rápidamente que a usted. Sin embargo, el ritmo al que se eleva su nivel en la sangre varía según las circunstancias. Por lo tanto, si quiere evitar que alcance en usted un punto peligroso, beba teniendo presentes estos factores:

Tamaño del cuerpo.

Como existe mayor canti­dad de sangre en una persona corpulenta que en una pequeña, la concentración de alcohol en la primera tiende a ascender más lentamen­te y a alcanzar niveles inferiores, en general, cuando se consumen cantidades idénticas de alcohol.

Comer mientras se bebe.

Comer mientras se bebe.Consumir alimentos, aunque sólo sean aperi­tivos, contribuye a acor­tar el ritmo de la absor­ción del alcohol, y así su nivel en la sangre se ele­va más despacio y es menor que cuando el aparato digestivo no contiene alimentos.

La comida en el estómago e intestinos disminuye el ritmo de absorción del alcohol en la corriente san­guínea. De ahí que si come mientras bebe o llena su estómago antes de ir a una reunión, tiene menos probabilidades de alcanzar rápi­damente un nivel peligroso de alcohol en la sangre.

Clase de bebida y rapidez de ingestión.

Cuanto más despacio beba tanto menos radicales serán los efectos. Si toma whisky, el alto contenido alcohólico produce más aprisa una elevada concentración en la sangre que la cerveza. Si bebe de golpe un whisky, el alcohol se absor­be en seguida en el organismo; si consume despacio medio litro de cerveza, gran parte de su alcohol se habrá disipado cuando usted termine la ingestión.

Tolerancia física.

Las dosis regulares de alco­hol inducen una «aclimatación» gradual a una cantidad sustancial en la sangre: el cerebro «se habitúa» cuando se le baña en alcohol. Por consiguiente si ha bebido mucho durante años, es posible que se comporte de manera aparen­temente normal, aun cuando su nivel en la sangre haría que un bebedor menos habitua­do se portara como un borracho. No obstante, las apariencias engañan. Los bebedores habi­tuales pueden hablar de manera ordinaria y coherente, pero su capacidad de conducir un coche se habrá alterado si el nivel de alcohol en la sangre excede de cierto valor.

El resultado negativo del aumento de la tolerancia es que usted dependerá de una determinada concentración de alcohol en la sangre. Además, requerirá poco a poco mayor cantidad de él para conseguir los efectos que busca en la bebida. En algunas personas esa necesidad degenera en la dependencia.

Otro punto que conviene recordar cuando se bebe es que el nivel de alcohol en la sangre es acumulativo.

Efecto acumulativo de la bebida.

Si toma un par de copas a la hora del almuerzo, su nivel alcohólico qui­zá esté por debajo del lí­mite legal exigido para conducir un auto. Como el cuerpo necesita varias horas pa­ra eliminar incluso esa pequeña cantidad de al­cohol, una o dos copas tomadas más tarde se acumularán a la concen­tración remanente, y la suma puede sobrepasar el límite de seguridad en la conducción.

En estado puro, el alcohol es un líquido incoloro tan fuerte, que ni la boca ni el estó­mago lo toleran si no se diluye. Hay muchas clases de él. El presente, en variadas propor­ciones, en las bebidas alcohólicas se denomi­na etílico o etanol.¿Cuánto alcohol contiene su bebida favorita?

En estado puro, el alcohol es un líquido incoloro tan fuerte, que ni la boca ni el estó­mago lo toleran si no se diluye. Hay muchas clases de él. El presente, en variadas propor­ciones, en las bebidas alcohólicas se denomi­na etílico o etanol. (Otro corriente es el que los químicos llaman metílico; a veces recibe el nombre de alcohol de madera, porque puede destilarse de ella: se trata de un vene­no peligroso que no debe beberse.) Abajo se indica el contenido alcohólico aproximado de distintas bebidas. Así tendrá una guía para valorar cuánto alcohol bebe durante una francachela.

Tamaños equivalentes.

El tamaño del recipiente en que suelen servirse las distintas bebidas decide la cantidad de alcohol de las bebidas que se consu­men en las reuniones y en los bares. Por lo tanto, aunque contenga una proporción mucho menor de alcohol que por ejem­plo, el jerez, el volumen de un vaso de cerveza equivale por lo regular va­rias veces el volumen de una copa de jerez. Los equivalentes que se pre­sentan a continuación se basan en los tamaños co­rrientes de los recipien­tes usados en los estable­cimientos públicos. El contenido alcohólico de 1/4 de litro de cerveza es igual al de un vaso de vi­no; éste al de una copa de jerez y ésta a una medi­da de whisky.

Licores.

El whisky, ginebra, vodka, coñac y otras bebidas «fuertes» incluida la mayor par­te de licores tienen un contenido aproxi­mado de 40% de al­cohol por volumen.

Vino reforzado.

Vinos como el jerez oporto o vermut, se «refuerzan» con la adición de alcohol y pueden contener has­ta un 20 % por volu­men.

Vino.

Los vinos corrientes de mesa contienen entre el 10 y el 13% de alcohol por volumen. El conteni­do alcohólico del vino no se relaciona obligatoria­mente con su sabor y su aroma. Uno de reserva fuerte, de mucho cuerpo, puede tener menos alcohol que uno «ligero y fragante».

Cerveza.

Casi todas las cervezas comunes, añejas o amargas, contienen al­rededor del 5% de alco­hol por volumen. Algunas cervezas añejas (lager) más fuertes, llegan a conte­ner hasta el 8 o el 9%.

Acerca de richar3000 (687 artículos)
trucos y manualidades