Sabías que las mariposas son insectos

Las diferentes fases de la evolución son, sucesivamente: el hue­vo, la larva u oruga, la ninfa o crisá­lida, y, por último, la mariposa. Ésta se distingue de los demás insectos por sus cuatro alas revestidas de escamas. Su aparato bucal, en forma de trompa, le permite succionar los alimentos lí­quidos.Las mariposas son unos insectos que se caracterizan por experimentar metamorfosis completas muy espectaculares.

Las diferentes fases de la evolución son, sucesivamente: el hue­vo, la larva u oruga, la ninfa o crisá­lida, y, por último, la mariposa. Ésta se distingue de los demás insectos por sus cuatro alas revestidas de escamas. Su aparato bucal, en forma de trompa, le permite succionar los alimentos lí­quidos.

Se calcula que existen alrededor de 100.000 especies de mariposas en todo el mundo. Su tamaño (longitud del cuerpo), que varía de 2 a 90 milí­metros, es proporcional a la enver­gadura de las alas. A título indicativo digamos que la mayor mariposa del mundo es una falena de América del Sur cuya envergadura puede llegar a los 30 centímetros.

La oruga de la esfinge del euforbio. Las larvas de mariposa poseen un apetito tan insaciable que causan estragos en la vegetación. Las orugas no son nunca venenosas, pero sus pelos pueden contener un ácido que irrita la piel, lo mismo que las ortigas (procesionarias del pino).La oruga de la esfinge del euforbio.
Las larvas de mariposa poseen un apetito tan insaciable que causan estragos en la vegetación. Las orugas no son nunca venenosas, pero sus pelos pueden contener un ácido que irrita la piel, lo mismo que las ortigas (procesionarias del pino).

La oruga.

La oruga, que nace del huevo, tiene un total de 14 o 15 anillos o segmen­tos. La cabeza está provista de unos pequeños ojos simples, los ocelos, y de una boca de mandíbulas triturado­ras. Ocho pares de patas se escalonan, por lo general, desde la parte anterior del cuerpo hasta el abdomen. Carece de alas y posee unas antenas muy cor­tas, así como unas glándulas salivales que producen seda.

La oruga se nutre de hojas, de raí­ces, de madera, de semillas, y a ve­ces también de lana, de frutos y de plumas. Su actividad puede resultar muy perjudicial para la agricultura: la piérida de la col, las noctuidas (que atacan a los cereales), la pirala (vid, manzano) y la falena del pino son grandes devastadoras de los cultivos.

Las orugas mudan de piel a medida que crecen: la antigua piel se desga­rra poco a poco y deja aparecer la nueva. Viven aisladas o en sociedad, en nidos tejidos con seda y fijados en las ramas de los árboles. La oruga se teje una funda que le sirve de refugio.

Las orugas suelen ser la presa favo­rita de los pájaros insectívoros, si bien algunas escapan a sus enemigos gracias al mimetismo (adaptación al medio circundante por la forma o por el color). Tal sucede con las orugas de las geométridas que, cuando son incomodadas, se envaran y se yer­guen sobre la rama en que se encuen­tran: en esta posición parecen una ra­mita, tanto más cuanto que su piel es parda e irregular.

La «medio luto». En las largas antenas de la mariposa están situados los órganos del olfato, particularmente fino en los lepidópteros. Unos grandes ojos saltones ocupan la mayor parte de la cabeza. Pero la originalidad de las mariposas reside en sus anchas alas, recubiertas de escamas muy delicadas que forman los dibujos más variados.La «medio luto».
En las largas antenas de la mariposa están situados los órganos del olfato, particularmente fino en los lepidópteros. Unos grandes ojos saltones ocupan la mayor parte de la cabeza. Pero la originalidad de las mariposas reside en sus anchas alas, recubiertas de escamas muy delicadas que forman los dibujos más variados.

La crisálida ciega.

Contrariamente a la oruga, la cri­sálida es ciega, está envuelta en una piel dura, permanece inmóvil (salvo excepciones) y no toma alimento al­guno. Sin embargo, en el interior de su envoltura se forma la mariposa: sobre el cuerpo de algunas ya puede distinguirse el emplazamiento futuro de la trompa y de las patas.

La crisálida sale por completo for­mada de la piel de la oruga: su color varía del blanco al pardo negruzco.

Acostumbra fijarse en una hoja, una roca o una rama, mediante un cinturón de seda o bien por el extre­mo de su abdomen. Las crisálidas de los bombícidos y de otras muchas es­pecies se hallan encerradas en un ca­pullo de seda tejido previamente por la oruga. Devanando el capullo del «gusano de seda» (oruga del bombi­cido de la morera), se obtiene la seda natural.

Una mariposa de los trópicos: el emperador africano. Su gracia frágil y sus colores tornasolados hacen de las mariposas los más decorativos de todos los insectos. El poeta Philipe Soupault las ha definido así: «Mariposas, pequeños reclamos del paraíso.»Una mariposa de los trópicos: el emperador africano.
Su gracia frágil y sus colores tornasolados hacen de las mariposas los más decorativos de todos los insectos. El poeta Philipe Soupault las ha definido así: «Mariposas, pequeños reclamos del paraíso.»

La mariposa.

Después de un período que varía de 8 días a unos 4 años, la mariposa hace eclosión, tras romper la envoltura de la crisálida, en pocos minutos. En este momento, sus alas no poseen aún las dimensiones definitivas y debe disten­der la nervadura de las mismas para que se desplieguen.

Su cabeza ostenta dos ojos com­puestos de gran tamaño, antenas de forma variable y una espiritrompa. Ésta, más o menos larga y flexible, le permite succionar el néctar de las flo­res. Cuando la mariposa no la utiliza, la trompa permanece enrollada en es­piral (puede medir hasta 22,5 centí­metros de largo en la esfinge de Ma­dagascar).

El cuerpo de la mariposa está com­puesto de varios segmentos. En lo que se refiere a las alas, a veces están atro­fiadas e incluso ausentes, como ocu­rre en las hembras de ciertas especies (la hibernia, por ejemplo).

Las mariposas tienen una longevi­dad muy variable. Algunas hacen eclosión en verano, pasan el invierno al abrigo y ponen en abril, poco an­tes de morir. Otras sólo duran 24 ho­ras. Pero la mayor parte de ellas viven de uno a dos meses.

El silvano azulado. Aunque se comprenda que las mariposas, por la riqueza y el esplendor de sus colores, hayan seducido a los coleccionistas, no puede dejar de lamentarse la caza abusiva, que ha hecho que escaseen algunas de las especies más hermosas.El silvano azulado.
Aunque se comprenda que las mariposas, por la riqueza y el esplendor de sus colores, hayan seducido a los coleccionistas, no puede dejar de lamentarse la caza abusiva, que ha hecho que escaseen algunas de las especies más hermosas.

El olor de las hembras.

Los machos encuentran a las hem­bras por el olor que éstas emiten y que pueden percibir, en ciertos casos, a varios kilómetros de distancia (macho del gran pavón). La puesta suele te­ner lugar en el mismo corazón de la flor; de este modo, las orugas, al na­cer, ya pueden nutrirse de la corola que las rodea.

El macaón, que vuela lentamente en verano sobre los campos de trébol y de alfalfa, parece ser cada vez más escaso.El macaón, que vuela lentamente en verano sobre los campos de trébol y de alfalfa, parece ser cada vez más escaso.

Alas «arco iris».

Los colores de la mariposa se deben a una película que recubre sus alas y que está formada por una multitud de escamas microscópicas. Estas escamas se caen, en forma de polvo, cuando se las toca. Son incoloras, pero al recibir la luz actúan a la manera de un prisma y reproducen los colores del arco iris.

Las alas intervienen en la respira­ción del insecto, cuyos pulmones le resultan insuficientes (en cierto modo, son unos «pulmones auxiliares»).

La mensajera de las flores.

La mariposa no se desplaza a capri­cho, sino que sigue las zonas soleadas y permanece en un «territorio». Li­bando de una corola a otra, como las abejas, transporta el polen que fe­cunda plantas y flores.

Aunque ciertas orugas resultan unas peligrosas depredadoras, la ma­riposa continúa siendo un importante eslabón de la cadena ecológica, pues­to que sirve de alimento a las aves y es un agente importante para la fecunda­ción vegetal.

El pavón diurno. Común en toda Eurasia, incluido el Japón, esta mariposa de 5 cm de envergadura produce un extraño silbido cuando mueve las alas. Sus larvas, que viven en colonias, se alimentan de ortigas.El pavón diurno. Común en toda Eurasia, incluido el Japón, esta mariposa de 5 cm de envergadura produce un extraño silbido cuando mueve las alas. Sus larvas, que viven en colonias, se alimentan de ortigas.

Un desastre.

Las orugas de la monja roen las agujas de las coníferas. Entre 1888 y 1892 devastaron 53.000 hectáreas de bosques de piceas y de pinos en Baviera (Alemania).

Las mariposas incomestibles.

Ciertas mariposas presentan vivos colores, que abarcan desde el rojo fuerte al amarillo limón. De este modo se identifican ante los insectívoros, que saben que las mariposas de colores llamativos no son comestibles (mariposas rojas de Brasil).

Algunos fenómenos Las emperadores, mariposas migratorias americanas, pueden recorrer 1.500 Km. (de Canadá a México). La esfinge calavera debe su nombre al dibujo que adorna su dorso. Ciertas orugas, minúsculas en extremo, son capaces de horadar una galería en el espesor de una hoja de haya.

Para dar miedo.

Algunas mariposas ostentan, en sus alas inferiores, unas manchas oscuras en forma de ojos. Cuando se sienten amenazadas, las muestran bruscamente y su vista espanta al enemigo.

Acerca de richar3000 (686 artículos)
trucos y manualidades