Sabías que el oído es el órgano de la percepción del sonido

El oído consta de tres partes: el oído externo, la única parte visible en el exterior; el oído medio y el oído interno.

El oído externo está compuesto por el pabellón (u oreja), que es móvil y orientable en numerosos animales, y el conducto auditivo externo cerra­do al final por una membrana circular: el tímpano.

El oído medio está constituido por: una cavidad, la caja del tímpano, que contiene la membrana del tímpano y cuatro huesecillos (martillo, yunque, lenticular y estribo); las cavidades mastoideas y la trompa de Eustaquio, que comunica con la faringe.Sección transversal del aparato auditivo.

El oído medio está constituido por: una cavidad, la caja del tímpano, que contiene la membrana del tímpano y cuatro huesecillos (martillo, yunque, lenticular y estribo); las cavidades mastoideas y la trompa de Eustaquio, que comunica con la faringe.

El oído interno, excavado en el hue­so temporal, contiene un líquido (peri­/in/a) en el que se baña una especie de saco (laberinto membranoso).

Este saco, relleno de otro líquido (la endo­linfa), comprende tres conductos se­micirculares, dos bolsas (utrículo y sáculo) y el caracol, en el cual se aloja el conducto coclear. Éste lleva las ter­minaciones sensibles del nervio au­ditivo.

Unas vibraciones.

La audición combina dos fenóme­nos: uno de ellos es físico y el otro nervioso. El oído externo recoge los soni­dos y los dirige hacia el tímpano. En­tonces interviene el oído medio, que se encarga de transmitir, amplificán­dolas, las vibraciones sonoras.

Éstas se propagan a continuación en los lí­quidos (perilinfa y endolinfa) del oído interno. Allí, las vibraciones excitan unas células sensoriales. Éstas provo­can una especie de corriente, el im­pulso nervioso, que es transmitida al cerebro por el nervio auditivo.

El cerebro interpreta el mensaje sensorial que es origen de la sensación sonora: el sonido se oye.

Hay muchas enfermedades que afectan al oído. Una de las más frecuentes es la otitis, inflamación que puede afectar a las tres partes de este frágil órgano (oído externo, medio e interno).Hay muchas enfermedades que afectan al oído. Una de las más frecuentes es la otitis, inflamación que puede afectar a las tres partes de este frágil órgano (oído externo, medio e interno). 
El enfermo experimenta entonces vivos pruritos (picazones) o dolores agudos.

El mareo.

El oído es también el órgano del equilibrio: gracias a él, y sin que nosotros lo advirtamos, nos mantenemos en equilibrio en las diversas posturas y sentimos la sensación de la velocidad. El mal funcionamiento del oído provoca vértigos y parece ser la causa del mareo.

Los sordomudos.

Puede ocurrir que un niño nazca con malformaciones en ciertas zonas del cerebro (áreas corticales auditivas). Como es incapaz de oír, este niño no pue­de aprender a hablar: es un sor­domudo. Se intentará enseñarle a leer, en los labios de su interlo­cutor, las palabras pronuncia­das. Al precio de una aplicación obstinada, el niño aprenderá a articular sonidos y, quizás, al­gunas frases. Pero con sus ami­gos sordomudos mantiene ver­daderas conversaciones median­te signos y mímica.

Artículos relacionados

Acerca de richar3000 (687 artículos)
trucos y manualidades