La prestidigitación 1

La prestidigitación 1

El manipulador Sammy Liardet. «Nada en las manos, nada en los bolsillos» anuncia siempre el prestidigitador. De la nada, de un pañuelo, de un vaso vacío, hace surgir flores, llamas, tórtolas, cigarrillos encendidos y otras cosas, como los inevitables conejos.

El manipulador Sammy Liardet. «Nada en las manos, nada en los bolsillos» anuncia siempre el prestidigitador. De la nada, de un pañuelo, de un vaso vacío, hace surgir flores, llamas, tórtolas, cigarrillos encendidos y otras cosas, como los inevitables conejos.