Tratamientos de belleza después del verano

Tratamientos de belleza después del verano.

El verano puede ser bueno para nuestra piel, sobre todo gracias a la continuada exposición al sol, que permite que los granitos se sequen y comiencen a desaparecer. Pero la realidad es que después de dos meses de sobreexposición donde esta puede sufrir alguna que otra quemadura, el exceso de sudoración, las inclemencias del salitre y el cloro de la piscina, etc., nuestra piel suele estar debilitada y precisa de ciertos tratamientos para prepararse para la llegada del duro invierno.

Si tú también notas que al llegar el final del verano tu piel no se encuentra en las mejores condiciones, toma nota de cuáles son los mejores procedimientos a los que te puedes someter, te cuento todo a continuación.

Tratamientos faciales que puedes hacer en tu propia casa

El primer tratamiento que se debe llevar a cabo no es otro que la clásica limpieza facial rutinaria. Debemos realizarla dos veces al día, una por la mañana y otra por la noche, aunque no es nada nuevo, ya que este tipo de lavado de rostro se debe de hacer de manera continuada todo el año.

Los pasos a seguir son los de siempre: desmaquillar el rostro, lavar con un jabón específico para la piel de la cara, unas dos veces por semana utilizar un gel exfoliante, secar totalmente, hidratar y aplicar los tratamientos necesarios, tales como contorno de ojos, crema antiarrugas, etc.

Pero este no es el único tratamiento que se puede realizar en casa, otro muy sencillo que podemos hacer con los productos adecuados es:

  • Aplicación diaria de cremas con retinol durante el día, ya que gracias a sus propiedades antioxidantes, sumadas a las de la vitamina C, van a ayudar a regenerar tu piel tras el “duro” verano.

Además, no podemos olvidarnos de seguir utilizando factor de protección solar todo el año, da igual el frío que haga y el poco sol que parezca haber, los rayos UV siempre pueden atacar nuestra piel, así que debemos protegerla.

belleza verano 1

Los mejores tratamientos faciales de los centros de estética para después del verano

Ahora bien, las semanas posteriores al fin del verano son perfectas para llevar a cabo una serie de tratamientos reconstructivos, entre los que cabe destacar:

  • Ácido hialurónico: destinado a hidratar la piel en profundidad. El ácido hialurónico se produce de manera natural por nuestro organismo, pero el paso del tiempo, sumado a la influencia de determinados agentes externos, puede hacer que su producción disminuya, deshidratando la piel y consiguiendo que aparezcan las primeras arrugas. Para evitar que todo esto suceda, se puede inyectar ácido hialurónico en un centro de estética homologado.
  • Bioestimulación: se trata de un tratamiento cuyo principal objetivo es conseguir un rostro joven y sano. Se lleva a cabo con plasma, el cual está enriquecido con plaquetas.
  • Lifting sin cirugía: ofrece resultados similares a los de un lifting, es decir, consigue tensar el rostro, sin necesidad de someterse a ningún tipo de intervención quirúrgica. Esto es posible gracias a la energía ultrasónica microfocalizada, que consigue por fricción celular, en una capa bastante externa de la piel, renovar el colágeno, tan necesario para lucir una piel tersa.
  • Luz pulsada intensa (IPL): este tipo de tratamiento láser es capaz de eliminar todo tipo de manchas de la piel.
  • Peeling: perfecto para eliminar las células muertas del rostro y dejar que este luzca totalmente limpio después del verano. Existen tres tipos de tratamientos peeling, en primer lugar, uno suave, para aquellas pieles sin exceso de impurezas; pero también se puede llevar a cabo un procedimiento medio o bien uno profundo, para rostros con exceso de grasa, manchas en la piel y arrugas.
  • Radiofrecuencia: destinada a combatir la flacidez del rostro, consecuencia del paso de los años, así como las manchas que aparecen en la piel con el paso del tiempo.

belleza verano 2

El cabello también se merece un descanso después de la temporada estival

Pero no solo es la piel del rostro la que sufre las consecuencias de los excesos de verano, el pelo también se ve debilitado a causa del sol, del salitre, del cloro y en muchas ocasiones, de la mala alimentación.

Si no hemos llevado a cabo los tratamientos preventivos de hidratación y cuidado del cabello, es muy probable que tras el verano notemos las engorrosas puntas abiertas, por lo que el primer paso para sanearlo más aconsejable es cortar sutilmente el pelo, con el fin de eliminarlas y evitar que vaya a más.

Además, existen otra serie de tratamientos destinados a cuidar el cabello, especialmente tras el verano:

  • Exfoliación, limpieza e hidratación: tres pasos básicos para lucir un pelo cuidado y sano. En primer lugar, se debe exfoliar el cuero cabelludo para acabar con el exceso de grasa y las células muertas. A continuación, es importante elegir el champú adecuado para tu tipo de cabello, con el fin de conseguir una perfecta limpieza. Por último, una vez más en función del tipo de pelo, se debe escoger la mascarilla adecuada para conseguir una correcta hidratación.
  • Tratamiento capilar de Queratina: destinado a reparar el pelo, con resultados inmediatos. Consiste en la aplicación de una serie de compuestos destinados a corregir y cerrar determinados huecos de la estructura de las fibras capilares.

Y tú, ¿qué cuidados especiales llevas a cabo después del verano para poner a punto tanto la piel como el cabello?

Ir a la fuente
Author: ByAlejandrA